Fotografía gastronómica para la web de Palacio de Oriente

“Una imagen vale más que mil palabras”, un viejo dicho que todos hemos oído alguna vez y que en Palacio de Oriente lo tienen por válido. Tanto que, cuando se plantearon actualizar su web, decidieron que tan solo cambiando las imágenes que aparecen en ella por otras más potentes su presencia online daría un giro de 180º. Y así ha sido.

Estaba claro que para una marca de conservas con la tradición de Palacio de Oriente no podían ser unas imágenes cualquiera. Debían tener la capacidad de que el consumidor quisiera alargar la mano hacia la pantalla y coger el producto para darle un buen bocado cuando visitase la web. Para conseguirlo, propusimos una serie de recetas e imágenes que antes tomar en la sesión fotográfica, plasmamos en un storyboard que recoge todo el universo fotográfico que queríamos plantear en las fotos. De esta forma el equipo de Palacio de Oriente podía hacerse una idea clarísima de cómo iban a ser cada una de las nuevas imágenes que se publicarían en su web.

Nuestros expertos en arte, fotografía, iluminación, atrezzo y chefs, supervisaron cada detalle de las sesiones de fotografía, creando una serie de bodegones contextuales de momentos de consumo así como varios bodegones de productos que consiguen transmitir la calidad de los productos de la marca al consumidor final. Todo gracias al poder de las imágenes.